Saltar al contenido principal

Cómo la IA está cambiando el futuro del marketing digital

    Gracias a su capacidad para recopilar y analizar enormes cantidades de datos, y a su capacidad para predecir tendencias futuras y automatizar el trabajo que consume tiempo, la inteligencia artificial está transformando las estrategias de marketing. Descubra cómo aquí.

    Los datos han sido durante mucho tiempo el combustible que impulsa el marketing digital, y el éxito depende de la capacidad de una empresa para explotar plenamente este recurso dentro de las restricciones establecidas por las normas de privacidad de datos.

    Aquí es donde entra la IA y cómo ésta está cambiando el futuro del marketing digital

    A medida que la cantidad de datos disponibles para los profesionales del marketing se ha disparado, también lo ha hecho la necesidad de encontrar mejores formas de utilizar esta información.

    Esto explica por qué la adopción de la IA ha aumentado tan drásticamente en los últimos años: del 29% de los profesionales del marketing en 2018 al 84% solo dos años después (Salesforce).

    Teniendo en cuenta esto, sin duda has oído hablar de la IA pero no estás seguro de su valor y de cómo se utiliza, tanto ahora como en el futuro.

    No temas, ¡la ayuda está en camino!

    ¿Qué es la inteligencia artificial?

    La Inteligencia Artificial -o IA, para abreviar- es un amplio campo de las ciencias de la computación que diseña máquinas para que realicen tareas que normalmente requieren inteligencia humana.

    En pocas palabras, permite que el software piense, lea y reaccione de forma similar a la humana cuando se le da una cantidad suficiente de datos con los que trabajar. También permite a las máquinas aprender de la experiencia y ajustar su comportamiento a la realidad de los nuevos datos sin intervención humana.

    En los últimos años, la IA se ha convertido en una herramienta esencial en una serie de sectores que incluyen la sanidad, las finanzas y, nuestro amigo, el marketing.

    Está a nuestro alrededor, impulsando todo, desde Siri y la identificación de rostros hasta los coches autodirigidos, los asistentes inteligentes y los chatbots. Pero a pesar de los muchos ejemplos obvios, hay muchas más aplicaciones y herramientas de IA que funcionan silenciosamente entre bastidores, haciendo la vida más fácil para todos.

    En última instancia, todo se reduce al dinero.

    La inteligencia artificial es popular por la cantidad de dinero que ahorra a las empresas y por la forma en que impulsa los ingresos. Netflix, por ejemplo, calcula que ha ahorrado más de 1.000 millones de dólares al potenciar su motor de recomendaciones con aprendizaje automático.

    También es un gran negocio por sí mismo. En 2025, se espera que el mercado global de la IA tenga un valor de 190.600 millones de dólares, más de ocho veces lo que valía en 2018(MarketsandMarkets).

    Cuáles son los beneficios del marketing con IA?

    En el pasado, los profesionales del marketing se mostraban comprensiblemente reticentes a integrar la inteligencia artificial en sus sistemas y procesos.

    Esto ha cambiado drásticamente en los últimos cinco años, ya que los profesionales del marketing de hoy en día comprenden mejor el valor que tiene la IA para su trabajo:

    • Un mayor retorno de la inversión en marketing: La IA aprende de las fuentes de datos, como los clientes potenciales, las conversiones y la interacción con el sitio web, para mejorar todo el ciclo de ventas al tiempo que automatiza una gran cantidad de trabajo, lo que reduce los costes de su estrategia de marketing digital
    • Mejor experiencia del cliente: La IA permite a los profesionales del marketing agilizar el viaje del consumidor, con una comunicación más específica y personalizada que se entrega en los momentos ideales - mejorando la reputación de su marca en el proceso
    • Mayor eficiencia: la IA permite a las empresas automatizar el trabajo que requiere mucho tiempo, como los correos electrónicos y las publicaciones en las redes sociales, lo que aumenta la velocidad y la precisión, al tiempo que libera a los empleados para que se centren en las tareas que más se beneficiarían de un toque humano.
    • Más utilidad de los datos: la IA mejora su capacidad para analizar con rapidez y precisión las enormes cantidades de datos que tiene a su disposición, lo que le permite integrar el comportamiento y las tendencias de los consumidores en su estrategia de marketing
    • Mayor inteligencia del consumidor: la IA le permite hacer predicciones sobre el comportamiento de los clientes a partir de datos históricos, mejorando todo, desde los niveles de existencias hasta las recomendaciones a los clientes y el precio de los productos
    • Mayor personalización: La capacidad de la IA para aprovechar instantáneamente enormes cantidades de datos permite la hiperpersonalización de su estrategia de marketing, integrando el comportamiento pasado y las predicciones futuras en la entrega de contenidos
    • Mejor contenido: la IA analiza el rápido conjunto de datos históricos y de segmentación para determinar el contenido al que los clientes individuales responderán mejor, así como la forma más eficaz de entregarlo.

    Ejemplos de inteligencia artificial en marketing

    La IA puede facilitar todos los aspectos del trabajo de un comercializador, y se pueden encontrar soluciones para la atención al cliente, el SEO, la privacidad de los datos, etc.

    A continuación puede leer algunos de los ejemplos más llamativos de marketing con IA:

    Chatbots

    Estos son una vista común a través de Internet, y la mayoría de ellos son impulsados por la IA, sin ninguna participación humana. Son una forma útil de recopilar la información personal de los usuarios de Internet y de mantener un flujo continuo de nuevos clientes potenciales sin necesidad de intervención humana.

    Marketing por correo electrónico

    La inteligencia artificial automatiza muchas de las tareas que normalmente realiza un comercializador de correo electrónico. Ahora puede evaluar campañas anteriores y utilizar esos datos para crear automáticamente líneas de asunto eficaces, por ejemplo, así como redactar contenidos y sugerir imágenes adecuadas.

    Gestión de la relación con el cliente

    La inteligencia artificial permite a las empresas comprender plenamente cómo interactúan los clientes en todos los canales de marketing. Los CRM basados en la IA también permiten a las empresas reducir la "pérdida de clientes", predecir las ventas y gestionar los datos personales, manteniéndolos organizados y actualizados, y ayudando a las empresas a cumplir con las obligaciones de protección de datos.

    Sitio web

    El software con IA permite a las empresas analizar el rendimiento de su sitio web en detalle, gracias al análisis de los visitantes del sitio web, las tasas de rebote, los mapas de calor, etc., información que puede utilizarse para mejorar el rendimiento del sitio web y, con ello, la experiencia del usuario.

    El futuro del marketing ya está aquí

    A medida que la cantidad de datos en línea siga creciendo exponencialmente, también lo hará la importancia de la IA, debido a su capacidad para analizar enormes volúmenes de datos rápidamente y tomar decisiones informadas con precisión.

    Todavía pasará mucho tiempo antes de que las máquinas trabajen con la misma eficacia que los humanos en todas las tareas de marketing. Pero la innovación cerrará la brecha en un futuro próximo, y sólo será más eficaz para mejorar las estrategias de marketing digital y proporcionar a las empresas conocimientos basados en datos sobre las tendencias y el comportamiento de los consumidores.

    Por ello, la IA seguirá siendo una herramienta vital para los profesionales del marketing digital, tanto ahora como en el futuro. Desde esta perspectiva, el futuro ya está aquí.